4

Noticias

El estado de emergencia se extiende por 90 días en Tena
Hasta altas horas de la noche del pasado domingo, personal de la Secretaría de Gestión de Riesgos (SGR), voluntarios de Protección Civil y Policía Nacional entregaron asistencia humanitaria en 18 barrios afectados por las inundaciones en Tena, provincia de Napo.

La anegación ocurrió la noche del sábado cuando la fuerte lluvia provocó el desbordamiento de los ríos Tena, Pano, Misahuallí y Colonso, y perjudicó a 453 personas directamente y a otras 1.500 de forma indirecta, según datos de la SGR. El malecón escénico, sector del puente perimetral de la ruta E-45 (troncal amazónica), la vía a Muyuna y el barrio Tereré, entre otros puntos del cantón, se inundaron. En este último falleció ayer un hombre de 60 años, tras la crecida. El sistema de agua potable colapsó, por lo que la población se volcó al río Napo para lavar las pertenencias que quedaron enlodadas.

Ayer, un grupo de 125 elementos de la Brigada Selva 17 Pastaza arribó a la cabecera cantonal para ayudar en las labores de limpieza. La noche del domingo se atendió a 43 familias del barrio Tereré, uno de los más dañados por la crecida de los ríos, con la entrega de 43 kits de alimentos y 77 de dormir, quedando 113 por repartir, destacó Nancy Morocho, coordinadora zonal 2 de la SGR.

Los insumos repartidos incluyen repelente de insectos, purificadores de agua, pañales, mantas y más artículos necesarios para la subsistencia. Desde la noche del sábado decenas de familias de las zonas afectadas por el desbordamiento de los ríos permanecen en los albergues que se habilitaron en el coliseo de Tena y en la Federación Deportiva de Napo. Bellavista Baja y San José de Muyuna, así como Flor del Valle, son otros puntos del cantón que presentan daños por la creciente de los afluentes Tena y Pano, y en los que actualmente trabaja personal de varias entidades para limpiar el material que el agua arrastró.

De momento, técnicos de la SGR continúan recorriendo los lugares afectados por la creciente, a fin de realizar el informe de daños y atender a los damnificados. Nuestro trabajo es velar por la seguridad de las familias y atender sus necesidades en este difícil momento; todas las instituciones de respuesta estamos trabajando para enfrentar la emergencia con eficiencia, agregó Nancy Morocho. Las 8 mesas técnicas del Comité de Operaciones de Emergencia (COE) evaluaron los daños y extendieron el estado de emergencia del cantón por 90 días. Mientras que las clases, suspendidas por 48 horas, se iniciarán mañana, informaron los funcionarios de Educación de la provincia.

Río Arajuno daña 10 comunidades Charapacocha, Atalpachaqui, Killucaspi, Ituyacku, San Gabriel, 20 de Marzo, Durán, 24 de Mayo, 10 de Julio y Siwuacucha son las comunidades afectadas por la crecida del río Arajuno, en la provincia de Pastaza, la semana pasada.

Las fuertes y constantes lluvias anegaron al menos 16 comunidades del cantón Arajuno, además de provocar hundimientos en el tramo del kilómetro 45 de la vía que conecta esta ciudad con Puyo, jurisdicción de la parroquia El Triunfo.

Según la Unidad de Monitoreo de Eventos Adversos de la SGR, 272 familias, equivalentes a 1.333 personas, son las afectadas con el desbordamiento del río Arajuno así como el río Nushino.

El pasado viernes, los organismos de socorro se movilizaron hasta las comunidades perjudicadas para entregar asistencia humanitaria; 200 kits alimenticios fueron repartidos a igual número de familias.

Redacción Diario El Telégrafo






Repositorio Noticias

14°C nubes